¡ENVÍO GRATIS! Don Búho entrega tus libros a domicilio.

¿Cómo lograr que los niños conozcan la magia de la lectura?

Una de las bases fundamentales para crear un espacio idóneo para que un pequeño pueda leer es comenzar por conocer sus gustos y pasiones para que así ese momento de lectura sea grato y estimulante.

El Instituto Brains International School de España cuenta actualmente con un decálogo de consejos para inculcar el gusto de la lectura a un niño.

1.- Libertad de elección – El niño tiene capacidad de entender sus gustos, es por eso que debe tener una crítica propia a su gusto para escoger el libro que quiere leer.

2.- No imponer la lectura – Es un error obligar a leer al niño un cierto tiempo por día, la lectura debe ser tomada como un pasatiempo o un hobbie.

3.- Entender la lectura como un juego – No todos los libros son de academia, hay que mostrarle al niño la cara lúdica y amable de los miles de libros y dejar que el niño comience a buscar y encontrar sus gustos.

4.- Leer en espacios creativos – La idea de que leer debe ser en un lugar cerrado y sin ruido en algunos no es favorable, debemos explorar y encontrar ese lugar adecuado para que el niño se sienta en paz, puede ser un parque, una biblioteca o adecues un espacio en tu casa para que el niño haga esta actividad.

5.- Establecer una rutina diaria – Crear un hábito es parte esencial en el orden de una persona, es por eso que un niño debe de tener ese momento suyo para leer, puede ser antes de dormir o regresando de hacer su deporte por la tarde.

6.- Fomentar el disfrute – Se tiene que cambiar la idea de que la lectura es en forma solitaria, fomentarle al niño que tenga su club de lectura, leer en familia o con amigos y comentarlo entre todos.

7.- Interesarse por su lectura – Es un tema importantísimo, si los padres se interesan por la lectura de sus hijos, esto alienta a que los niños continúen leyendo y les cuenten su historia. Esto desarrollará un mayor interés del niño para continuar con más libros.

8.- Impulsar su imaginación animándole a escribir sus propias historias – Hay muchos refranes sobre la lectura, sobre lo importante que es en el desarrollo de la mente y las emociones que despierta, es por eso que entre más lea el niño, invitarlo a que escriba sus propias historias, va de la mano con la mejora en la ortografía y gramática.

9.- Predicar con el ejemplo – Es un dicho muy común, para el niño la mejor escuela será la imitación, es por eso que si los padres tienen ese hábito, el niño al verlos que tienen un espacio reservado para la lectura comenzará a desarrollar un interés especial para buscar hacer lo mismo que sus padres.

Hay que lograr que los niños conozcan la magia de la lectura. Por último no olvidemos promover los libros desde que los bebés tienen uso de memoria, desde chiquitos, darles a los niños libros y aunque no sepan leer que ellos lo lean a su manera, descifrando las imágenes. Decirles frases como: ¡Quiero leer! ¡Vamos a leer! Inculcarles la lectura de un cuento todas las noches.

 

Referencia:

https://www.colegiobrains.com/

Por: René Iván Avilés